miércoles, 12 de abril de 2006

La Fiesta del Chivo: Mario Vargas Llosa otra vez al cine


Lucho Llosa, conocido director nacional de películas como “El Especialista” y la fácil de olvidar “Anaconda”, nos sorprende de manera muy grata con el estreno en Lima de la versión cinematográfica de la obra literaria de Mario Vargas Llosa, “La Fiesta del Chivo”.

Esta película tiene como tema principal el gobierno dictatorial de Rafael Leonidas Trujillo (un excepcional Tomas Milian) en República Dominicana, en los años 60’s.

Urania (Isabella Rossellini) llega después de 35 años a su pueblo natal y ve a su padre inválido y sin poder hablar, solamente expresando sentimientos con la mirada. Ella es muy bien recibida por su tía y sus primas, a las cuales les cuenta la historia del por qué de su ausencia en todos esos años.

A modo de flash back, vemos el gobierno de Trujillo, pero no desde un punto de vista social y en comunicación con el pueblo, sino, una imagen de cómo se maneja desde adentro, una terrible dictadura, llena de injusticias, muerte, abusos e interminables demostraciones de ambición por el poder.

Trujillo era una persona tirana, fría, sarcástica y directa. No le importa nada más que él y en cómo él puede tener cada vez más poder sobre la gente. Como es de esperarse, muchas personas, algunas involucradas con Trujillo, no están de acuerdo con él y buscan la manera de sacarlo del gobierno, ya sea por las buenas o por las malas, que a veces parece que es la única opción.

La niñez e inocencia de Urania y la relación de su padre con Trujillo, hacen que ella también forme parte de esa maldita dictadura y abuso, siendo su punto de vista, el que lleva la película por un camino diferente y dramático.

Personalmente me da una gran alegría ver una película así, es refrescante después de haber visto “Chicha tu madre”, y me sorprende el avance y la madurez que tiene la dirección de Lucho Llosa, el cual ha subido un escalón enorme después de hacer una basura como “Anaconda”.

La suerte de Llosa de haber trabajado en Hollywood le dan una experiencia diferente a la que viven la mayoría de los realizadores nacionales. El ritmo de la película está de la mano con el guión y el drama de la historia. Contar la película con un gran flash back y retornar a la historia contada por el personaje de Isabella Rossellini, le dan cinematográficamente, mucha vida y emoción al espectador, contando también con esos pequeños pero muy significativos detalles de edición en donde se puede ver de a pocos, cual es el desenlace de la película y el clímax de la misma.

La elección de los personajes es natural, como si solo ellos pudieran interpretarlos. Tomas Milian es un extraordinario Trujillo, mostrando a un hombre frío, solo, ambicioso y malvado, con caras de locura y decisiones que solo un dictador podría tomar. Isabella Rossellini, aunque tiene poca presencia, demuestra ese rencor y esa historia guardada en su mente durante años, para explotarla durante la película. Paul Freeman interpreta de manera impecable al papá de Urania, mostrando en todo momento un amor y una protección impresionante con su hija, para luego ser presa de la dictadura de Trujillo.

Los personajes secundarios como Amadito (Juan Diego Botto) y Uranita (Stephanie Leonidas), podrían ser llamados principales en esta película, porque cumplen un papel importantísimo para la realización de los hechos, y en un caso particular, la actuación de Stephanie Leonidas es excelente.

La dirección de Lucho Llosa es muy buena, más que nada en la dirección de actores, porque todos reflejan bien sus personalidades y le dan a sus personajes la fuerza necesaria para la película. El uso de los planos largos y cerrados en algunos momentos, te llevaban a lo más profundo de las personalidades, especialmente la de Leonidas Trujillo.

El ritmo de la película es ágil y dinámico. Las escenas de violencia están perfectamente hechas y la forma de realización acompañada de una estupenda fotografía, hace recordar al cine negro norteamericano utilizado de muy buena manera por parte de Llosa. El guión tiene puntos clave y giros que hacen de esta historia algo especial y digno de resaltar. La película es muy buena y da gusto que Lucho Llosa haya mejorado y se haya comprometido más con una obra personal, que con una petición de productoras grandes hollywoodenses.

4 comentarios:

Magaly Black dijo...

Es verdad que la sorpresa que da Lucho Llosa es muy grata. Me parece que 'La Fiesta del Chivo' es una película excelente, con muy buenas actuaciones y una historia cautivadora.

Esperemos que en algun momento, la mayoría de películas hechas por peruanos sean así, con contenido, sentido y buenas actuaciones.

Luis Ramos dijo...

Creo que es un claro avance en la carrera de Llosa pero me parece que en la mayor parte del relato el director no hace más que trasladar con eficacia la historia del libro a la pantalla sin añadir elementos de su cosecha personal. El personaje que más me decepcionó fue el interpretado por Isabella Rossellini porque esperaba más de ella. Y la mejor es Stephanie Leonidas, espero verla pronto en otras producciones.

Lino Evgueni dijo...

La novela me gusta mucho. Me alegra saber que la película es una buena adaptación... ojalá pronto sea distribuida por todo el mundo.

Anónimo dijo...

Hmm I love the idea behind this website, very unique.
»